Quienes viven en la ciudad siempre han soñado poseer un pequeño jardín particular junto a su casa, un espacio en el que relajarse y recargar las pilas después de un largo y ajetreado día de trabajo. No hacen falta espacios inmensos: un pequeño jardín rectangular puede transformarse en un oasis de relax y diversión.

 

Qué jardín elegir

Hay que valorar muy bien qué funciones asignarle al espacio disponible. ¿Deseas un jardín destinado al relax y al home gardening? ¿Quieres un jardín en el que disfrutar de cenas familiares y con los amigos? ¿Prefieres un oasis de bienestar con piscina o una bañera de hidromasaje? Cada función exige una minuciosa proyección de los espacios, la pavimentación, las paredes y las zonas de sombra.


¿Qué se necesita en un pequeño jardín rectangular?

Si quieres aprovechar de la mejor manera un pequeño espacio al aire libre en la ciudad el mejor consejo es valorar cómo distribuir los espacios. Una correcta pavimentación permite identificar las varias zonas funcionales – restauración, cocina y área de relax – que alternar o calibrar con las zonas verdes y las de sombra. Con la pavimentación también se pueden proyectar interesantes recorridos en el verde.

Para demarcar los límites de tu pequeño jardín de ciudad se pueden proyectar lindes verticales, como setos y plantas, resistentes y de fácil mantenimiento, para salvaguardar la privacidad y aprovechar la frescura de la sombra natural, o bien optar por valerse de las paredes perimetrales del jardín con sistemas de plantas trepadoras o librerías y estanterías para optimizar los espacios disponibles.

Para guisar al aire libre lo más idóneo es destinar un área a la barbacoa o a una cocina de exterior separada del resto del jardín, de manera que los humos o el excesivo calor invadan las demás áreas funcionales. Superficies antideslizantes y de fácil limpieza resultan ideales para solar zonas en las que puedan depositarse residuos alimentarios de forma accidental.

Para disfrutar del mejor de los modos de un pequeño jardín en la ciudad las zonas de sombra será conveniente disponer pérgolas y sombrillas, elementos esenciales para el relax. Lo más aconsejable es distribuir los espacios de manera proporcionada, de modo que haya equilibrio entre las partes. 

  • Ideas para decorar un pequeño jardín en la ciudad - 1
  • Ideas para decorar un pequeño jardín en la ciudad - 2
  • Ideas para decorar un pequeño jardín en la ciudad - 3
  • Ideas para decorar un pequeño jardín en la ciudad - 4
  • Ideas para decorar un pequeño jardín en la ciudad - 5
  • Ideas para decorar un pequeño jardín en la ciudad - 6
  • Ideas para decorar un pequeño jardín en la ciudad - 7
  • Ideas para decorar un pequeño jardín en la ciudad - 8
  • Ideas para decorar un pequeño jardín en la ciudad - 9
  • Ideas para decorar un pequeño jardín en la ciudad - 10
  • Ideas para decorar un pequeño jardín en la ciudad - 11
  • Ideas para decorar un pequeño jardín en la ciudad - 12
  • Ideas para decorar un pequeño jardín en la ciudad - 13

Ante todo los revestimientos

La pavimentación para exterior de un pequeño jardín privado ha de presentar unas características tecnológicas determinadas. El gres porcelánico para exterior garantiza unas excelentes prestaciones en lo que concierne a la resistencia a las heladas, a la abrasión profunda y al deslizamiento, así como practicidad en cuanto al mantenimiento.

Elegantes y esenciales, las superficies de gres que imitan la piedra natural de la colección Realstone_Pietrantica pueden aplicarse en contraste con decoraciones hipercontemporáneas y llenas de color.

Para decorar la zona del comedor como un patio mediterráneo, las colecciones SOL y CONTRASTI proponen azulejos de formato medio y pequeño, para vestir un jardín urbano con el color y los patrones del Mediterráneo.

Para lograr un efecto parqué superpráctico que destinar a la zona de relax, recomendamos la colección WOODSHAPE, que imita los listelos y las vetas de la madera para configurar un ambiente country chic.


Inspiraciones estilísticas: plantas, decoración, superficies de agua

Urban jungle, en estilo provenzal country o nórdico, minimalista contemporáneo: sea cual sea el estilo que decidas conferirle a tu pequeño jardín moderno, las ideas y sugerencias que copiar se hallan por doquier. ¡Ojo con los elementos decorativos de exterior, porque contribuyen de forma determinante a conformar uno u otro estilo!

Los elementos decorativos de exterior transforman un pequeño espacio abierto en un ámbito más de la casa que habitar cotidianamente. Tanto si se trata de mesas para comer y sillas apilables, como de pequeños sofás y tumbonas, de hamacas y sillones autosustentantes, o de sombrillas y pérgolas, en cualquier caso las opciones seleccionadas habrán de incorporar materiales adecuados para el exterior, con guata o cualquier otro relleno desenfundables. El mobiliario y los elementos decorativos elegidos deberán insertarse armoniosamente en el contexto de verde y plantas escogido para configurar el jardín urbano moderno.

Hay que tratar de encontrar siempre un buen equilibrio entre las plantas de suelo y las de maceta; tinajas y floreros diseñados ex profeso contribuyen a definir mejor el estilo de un pequeño jardín. Los árboles frutales le brindan perfumes, sabores y sombras naturales al aire libre urbano, las plantas trepadoras redimensionan los espacios verticales, las hierbas aromáticas convierten en huerto incluso los ámbitos más reducidos.